Suministro de alimentos y desarrollo comunitario en la «puerta de Vicente», en Hildesheim (Alemania)

Suministro de alimentos y desarrollo comunitario en la «puerta de Vicente», en Hildesheim (Alemania)

La Vinzenzpforte, en la Casa Madre de las Hermanas de la Misericordia de San Vicente de Paúl en Hildesheim, es más que un lugar donde la gente necesitada, que ha sido herida por la vida, puede desayunar y almorzar. Es un lugar de encuentro y de construcción de la comunidad.

En «tiempos normales», Vinzenzpforte está abierto de lunes a viernes, de 9:00 a 14:00. Es una sala de la Casa Madre con 3 grandes mesas donde 30 personas pueden sentarse cómodamente. Dos sofás para descansar y dormir y una estantería completan la habitación. Un área sanitaria con baños y duchas, así como una cocina, también forman parte de las instalaciones.

Normalmente, más de 40 personas vienen aquí cada día para comer, dormir, ducharse, jugar y charlar. Para muchos de nuestros visitantes, el tiempo que pasan en el Vinzenzpforte es parte de su rutina diaria. El desayuno y el almuerzo son los momentos diarios en los que la gente come junta y comparte la vida en común. Esto es exactamente de lo que se trata el Vinzenzpforte: la vida compartida. Ya sea el director del proyecto, un aprendiz, un voluntario o un visitante, todos se sientan en la misma mesa, comen la misma comida y son parte de la comunidad.

Pero la crisis del covid-19 cambió repentinamente todo eso. Estaba claro que teníamos que cerrar esa sala cómoda para 30 personas, donde a menudo 40 personas se amontonan alrededor de las mesas, para proteger a nuestros visitantes y personal.

Ahora estamos protegidos del virus, pero ¿cómo podemos enfrentarnos a las dificultades materiales, la soledad y el aislamiento? La «Puerta de San Vicente», como lugar físico, puede haberse cerrado, pero el corazón de la misma, la Comunidad, y también el suministro de alimentos tenía que mantenerse, eso quedó claro inmediatamente.

Desde el 16 de marzo de 2020 hemos estado sirviendo comida en la puerta de entrada del Vinzenzpforte. A la hora del almuerzo, de 12:30 a 14:00, se puede conseguir leche, pan, fiambres, café, almuerzo caliente en embases de plástico y mucho más. Se ha convertido en un supermercado donde puedes «comprar» sin dinero. El jardín frente a la «Puerta de San Vicente» es lo suficientemente grande como para poder hablar manteniendo cierta distancia, escuchar cómo está otra persona, preguntar dónde se necesita apoyo. Los que se sienten solos pueden dejar su número de teléfono y, por las mañanas, son llamados por alguien de nuestro equipo. Para eso estamos aquí, todas las mañanas. No dejamos el Vinzenzpforte; tomamos los datos telefónicos y llamamos a nuestros visitantes.

Dos de nuestros visitantes dijeron desde el inicio de la crisis que no vendrían a la distribución de alimentos porque para ellos lo más importante era la unión, y no vendrían sólo a buscar comida. Ahora nos llaman dos o tres veces por semana, nos dicen cómo están, preguntan cómo están los demás y dejan saludos.

Todavía cerramos los fines de semana. Pero incluso durante estos días tratamos de promover el espíritu de comunidad. A veces las hermanas hornean galletas e incluyen palabras de aliento en la bolsa; a veces traen semillas de flores y una maceta llena de tierra. Tratamos de dejar clara la solidaridad.

Desde el principio de la crisis hemos estado compartiendo nuestras actividades en el periódico y otros medios de comunicación social. Hemos experimentado un gran flujo de solidaridad. La gente nos trae comida para distribuir, nos cosen máscaras para protegernos, nos escriben correos para darnos fuerza.

La comunidad ha cambiado por la crisis del coronavirus, pero no se ha vuelto más pequeña ni menos valiosa. La unión que se ha crecido a lo largo de los años está siendo puesta a prueba, pero día a día muestra también lo valiosa que es. Nos acompañamos unos a los otros a través de este tiempo.

¿Cómo puedo ayudar?

Responsable del proyecto:

Hermanas de la Misericordia de San Vicente de Paúl en Hildesheim.

Neue Str. 6 – 31134 Hildesheim (Alemania) - +49-5121-109-800

Más información (en alemán)

Información y donaciones:

Date

mayo 5, 2020

Category

Proyectos FamVin Covid-19